En Academia Interactiva siempre nos gusta resaltar que el aprender inglés (o cualquier idioma) se puede hacer, literalmente, a cualquier edad. Pero también sabemos que en cada etapa de la vida las personas tenemos distintas formas y distintos objetivos para aprender.
Aprender inglés en la adolescencia resulta beneficioso en diferentes aspectos:
• En el ámbito académico, manejar el inglés es una ventaja que abre más de una puerta. Tanto intercambios culturales como oportunidades de estudiar y trabajar en el extranjero con mayor facilidad que quienes no hablan el idioma.
Además el aprender un idioma ayuda a mejorar la capacidad de los jóvenes para adrquirir nuevos conocimientos en el futuro.
• En lo personal, el aprender cualquier idioma ayuda a fortalecer la seguridad a la hora de hablar en público y da la posibilidad de entablar relaciones con personas de todo el mundo.
• Al posibilitar el acceso a contenidos internacionales, hablar inglés también aporta a los adolescentes una visión globalizada de la cultura. Ellos pueden nutrirse de todo tipo de información y conocimientos que, de otro modo, estarían fuera de su alcance debido a la barrera del idioma.

Los adolescentes & el inglés